Tormenta de verano Homenaje a Juanjo:

En la presente tormenta os traemos un audio que grabamos durante el homenaje que se realizó a Juanjo, por parte de varios/as compañeros/as y familiares.
Cuando pierde la vida un/a ciclista algo se nos remueve por dentro. Una mezcla de dolor, rabia y perturbación de pensar cómo el uso de la bicicleta aumenta las probabilidades de perder la vida, en una ciudad que tendría que acogerla en vez de declararla la guerra permanentemente.
A continuación os dejamos el comunicado que se leyó en el acto.
Que la tierra se te sea leve y hasta siempre Juanjo.

“Es muy difícil escribir estas líneas, más aún leerlas. Aún estamos conmocionadas por el hecho de que Juanjo ya no esté aquí. Su muerte, consecuencia de un atropello, es fruto de la violenta falta de respeto a la vida que tienen las ciudades pensadas para los coches; es fruto de la falta de respeto a la vida de nuestro compañero Juanjo, quién circulaba por el carril bici. Es para nosotras una noticia horrible, una conmoción que ha azotado cada uno de los espacios en los que Juanjo participaba, dejando un vacío desolador. El dolor, la rabia, la pena y la incredulidad atenazan nuestros corazones porque Juanjo ha perdido la vida por el mero hecho de ir en bicicleta. No hay palabras para describir la pérdida, no hay memoria para poder recordar cada uno de los espacios que Juanjo de una manera u otra a contribuido a crear y llenar con su energía en esta ciudad, los más señalados: PAH-Centro, Ateneo Cooperativo Nosaltres y Som Energia… pero hay muchos más y, todas ahora hemos perdido a una persona excepcional. Juanjo, también era un ciclista convencido, había elegido la bicicleta como su principal medio de transporte y, por eso, hoy más que nunca, es necesario unir nuestras fuerzas para que el hecho de ir en bici no suponga estar expuesto a un riesgo adicional. Un riesgo en forma de descuido, de indiferencia cuando no en forma de beligerancia de los conductores de vehículos a motor.
A Juanjo le quedaban aún muchos kilómetros por recorrer, muchos proyectos por desarrollar y espacios en los que participar. Nos ha dejado contra su voluntad y aún parece increíble que este verano no vaya a estar en las fiestas de Lavapiés, aportando su granito de arena: que no vaya a poder abrir él mismo un punto de información de Som Energia en Nosaltres o en la lucha de vivienda… aún nos parece increíble que a Juanjo lo hayan matado. Nosotras no vamos a cesar por hacer de esta ciudad una ciudad por y para la gente. Nosotras vamos a seguir luchando desde los diferentes espacios y colectivos para construir una ciudad donde las personas y la vida sean prioridad sobre el resto de las cosas, una ciudad donde una persona no sea atropellada por ir en bicicleta, donde una persona no sea desahuciada o se le niegue el derecho a la vivienda, o donde las grandes empresas le nieguen el derecho energético, una ciudad y unos barrios donde muchos Juanjos puedan seguir soñando y participando de forma abierta, horizontal, asamblearia. Quizás somos unas pocas personas empeñadas en esto, hoy sin duda una menos, pero no tenemos miedo a la ruina ni a la violencia, pues un mundo nuevo late en nuestros corazones, un latido al que se suma el imborrable recuerdo de Juanjo. Hoy ese recuerdo lo simbolizan estas flores, estas palabras, que son el sentir de muchas y esta bicicleta blanca que marcará a partir de ahora este fatídico lugar, donde nos han arrebatado a uno de las nuestras.
Vamos a dedicar un minuto de silencio en honor a Juanjo y después seguiremos reivindicando que las calles de Madrid son nuestras!
Hasta siempre compañero!

Licencia: 
Creative Commons Licence